jueves, 26 de febrero de 2015

Chocolate, corazón, mariposa

De corazón a mariposa. 
No es una receta simplemente algo que se me ocurrió ;)


Lo hice para un concursillo pero tampoco hubo suerte esta vez, a mi me pareció una bonita idea por eso la dejo por aquí.

domingo, 15 de febrero de 2015

Tarta Chocolate San Valentín

Hace unos días  Dulcesol compartía la foto de la famosa tarta de los cerditos original, por pura casualidad el día anterior yo había hecho otra vez la tarta de los cerditos - mis amigos de facebook habían visto las fotos-. En los comentarios compartí los enlaces al paso a paso de los cerditos y del montaje de la tarta, sin darme cuenta que en ellas hablaba de marcas. Cuando caí en la cuenta se lo comenté a Dulcesol por privado, les dije que comprendía si quitaban los enlaces. En vez de quitar los enlaces me retaron - de buen rollo- a preparar una tarta con alguno de sus productos.
Estando tan cerca el día de San Valentín y teniendo Dulcesol un producto tan tentador y con forma de corazón, esto es lo que se me ocurrió. Espero que os guste.




Preparación Bizcocho

Hice un bizcocho básico de cacao, para ver receta pincha aquí.
Si os gusta un sabor mas fuerte a cacao, puedes sustituir en todo o en parte el cacao de desayuno por cacao puro. Como os he comentado en otras ocasiones a mi me entusiasma en chocolate pero el cacao puro mas bien no, por eso utilizo cacao de desayuno.

Una vez preparado el bizcocho y frio lo envuelvo bien con film de plástico y lo dejo así a temperatura ambiente durante al menos 2 o 3 días para que esté mas compacto y no se desmigue demasiado.

Preparación crema de relleno

Ingredientes
200 gramos de queso en crema
50 gramos de mantequilla blandita, no líquida
50 gramos de azúcar glace
Gelatina de fresa en polvo al gusto

Preparación
Quería dar sabor a fresa al frosting y como no tenía fruta en pasta u otros concentrados que se usan pastelería se me ocurrió poner gelatina de fresa en polvo, se quedó bien al menos para relleno, si lo hubiese necesitado para meter en manga para decorar no se como habría quedado. No utilicé fresas picaditas porque otras veces que lo hice soltaron liquidillo al día siguiente y no me gusta como queda. 
Para hacer la crema lo único que hice fue poner todos los ingredientes juntos y batir, probando de vez en cuando y añadiendo gelatina hasta conseguir el punto de sabor de fresa que quería.

Preparación cobertura

Ingredientes
80 ml de nata líquida
75 gramos de chocolate de cobertura blanco
75 gramos de chocolate de cobertura negro

Preparación
Trocear el chocolate en trozos pequeño.
Calentar sólo la nata líquida en el microondas hasta que casi hierva, sacar del micro, meter los trocitos de chocolate en la nata caliente y mover con una barilla pequeña o un tenedor a mano hasta que el chocolate se deshaga del todo. 

Montaje
Cortar el bizcocho en dos capas. Como veis  a mi se me partió, pero no pasa nada con la cobertura se disimula.


Rellenar con el frostíng. Una vez relleno si tenéis tiempo, dejar un buen rato en el frigorífico para que el relleno endurezca y sea mas fácil de manejar como una única pieza.

Replantear las palmeritas alrededor para ver si hay que cortar un poco el bizcocho y que quede mas o menos bien cubierto con palmeritas enteras. Cortar lo que sobre.
 Cubrir con la cobertura de chocolate.


Untar también de la cobetura todo el borde de la tarta, no importa si no queda muy bien porque después lo cubriremos con las palmeritas. Pegar las palmeritas cuando el chocolate está todavía blando.


Llegado a este punto la guarde en en frigorífico, porque la quería para el día siguiente.

Justo antes de servir, para adornar busqué un fresón grande lo abrí al centro y con un cortador en forma de corazón hice los dos corazones.


El resto de las fresas las pongo aparte porque cuando llevan un rato dejan marcas en el chocolate al soltar agua.

Rica estaba muy rica, altamente chocolatera :)




Cualquier excusa es buena para tomarse una palmerita Zebra de Dulcesol.

Espero que os guste.

jueves, 5 de febrero de 2015

Miguelitos Mini

Dada la aceptación que han tenido entre todos los que los comieron y las veces que me han pedido la receta, aquí va. 
Deciros que es muy simple y sencilla, una lámina de hojaldre y crema pastelera, pero esta vez han quedado especialmente buenos y creo saber el porque.


Hace tiempo que puse unas vainas de vainilla a macerar en vodka. La primera vez en un bote de cristal de 200ml metí tres vainas abriéndolas, esperé dos meses y empecé  a utilizarla. Hasta ese momento utilizaba azúcar vainillada, la diferencia de sabor es enorme.
 Dado el éxito, ahora tengo siempre algún bote macerando, cuando lleva al menos dos meses, lo cuelo y vuelvo a meter las vainas viejas y algunas nuevas con vodka nuevo, vuelvo a esperar un par de meses y así. Si para alguna receta utilizo semillas, la vaina la meto en el bote que algo soltará.

Recordé que las mejores croquetas de mi madre siempre la hace con leche fresca y entera.

Y por último tenía huevos camperos en casa.

Mejorando los ingredientes, la misma receta mejoró exageradamente, vamos cualquier parecido con mi crema pastelera habitual y esta, es mera coincidencia. 

El hojaldre no era casero, buscaba una lámina que no fuese redonda y la que encontré era de Casa Tarradellas.

Los miguelitos los quería hacer chiquitines como pastelitos porque en las celebraciones familiares tenemos muchos dulces y quería tener hueco para poder probar todos. De una lámina de hojaldre salieron 36 unidades. El sábado hice 36 y el lunes siguiente otros 36 para la celebración en el trabajo junto con una tarta de cerditos. Los del sábado no llegaron al lunes y los del lunes cayeron igualmente.


Ingredientes para 36 Miguelitos Mini

250ml leche entera fresca a temperatura ambiente
2 huevos camperos completos, yema y clara a temperatura ambiente
1 cucharada sopera generosa de esencia de vainilla casera
65 gramos de azúcar
20 gramos de maizena

1 lámina de hojaldre

Azúcar glace para el acabado

Preparación
Empezaremos haciendo la crema pastelera, mejor si lo hacemos el día anterior, como he comentado antes hice unos el sábado y otros el lunes siguiente, la crema la hice toda el sábado (doble cantidad que la receta), me costó mas rellenar el sábado porque la crema estaba demasiado blandita y esa misma crema el lunes estaba perfecta.

Pongo en una jarra todos los ingredientes de la crema a temperatura ambiente, meto la batidora de brazo y le doy hasta que esta todo homogeneo. Lo paso a un cazo colándolo por si algo de maizena o de huevo no está completamente deshecho y a calentar sin dejar de mover con una cuchara de madera. En cuanto veo que espesa apago la vitro y sigo moviendo un poco mas, Si por alguna mala pata veo que tiene grumos vuelvo a meter la batidora hasta que se queda uniforme. Paso la crema a un bol de loza o cristal, lo tapo bien con film para que no haga nata, y cuando esta frío, al frigorífico.

Pongo a precalentar el horno a 200º arriba y abajo, saco la lámina de hojaldre del frigorífico, la extiendo y la corto con un cortapizzas en cuadros pequeños, ya he comentado que salieron 36. Paso a la bandeja de horno -que no estará caliente- con el mismo papel donde viene envuelto. El hojaldre crece mucho a lo alto pero apenas a lo ancho por eso separo los cuadritos muy poco. Cuando el horno esta a 200º horneo poniendo la bandeja en el centro durante 7 u 8 minutos no mas. 


Mi horno no es muy bueno ni uniforme y como podéis ver calienta mas en la izquierda y al fondo que en el resto.


Si queréis podéis pincelar con huevo batido antes de hornear el hojaldre, el sábado pincele y el lunes no, apenas había diferencia.  La bandeja de la foto es la del lunes, sin huevo.

Los comprados solo tiene un agujero porque se rellenan con una especie de jeringuilla, Yo los voy abriendo con la punta de un cuchillo y los relleno poniendo la crema fría en una manga.


Para el acabado, el sábado tuve ayuda de mi sobrina, ya sabéis un poco de azúcar glace en un colador.


Y esto es todo, barato, sencillo y muy rico.



Los Miguelitos de la Paqui ;)