viernes, 28 de marzo de 2014

Paella Marinera Maheso


Durante la semana debido a los horarios y actividades de la familia rara vez coincidimos todos en las comidas, los fines de semana solemos coincidir mas y nos mimamos un poco. Nos gusta tomar el aperitivo en casa, en la terraza si el tiempo lo permite unas veces lo acompáñanos de patatas fritas, boquerones, queso, mejillones..... Aprovechando que Maheso me había traído unos productos entre los que había uno que no había probado y que me intrigaba bastante,  para acompañar el vermout hicimos tapas de paella.


La Paella Marinera Maheso ha sido ganadora del Premio Producto del Año 2014 en la categoría de platos preparados. "El Producto del Año" es el único certamen donde los consumidores eligen anualmente las mejores innovaciones del mercado de Gran Consumo. Después de probarla coincido con ellos es con mucha diferencia, mucho mejor que cualquiera de los productos de arroz preparado que  he probado.
El envase es para una ración y además del contenido lo único que necesitamos es una cucharilla de aceite de la que incluso se puede prescindir.


Como veis dentro de la caja hay dos bolsas, en una viene el arroz precocido y en la otra fumet de pescado, gambas, sepia, mejillones, pimiento y alguna cosilla mas. El Fumet de Maheso ya he probado y aconsejado en otras ocasiones, este viene con bastantes "tropezones" teniendo en cuenta que se trata de la ración para una persona.


Ponemos a calentar el fumet en una paellera o sartén de unos 24cm a fuego suave. Se puede sacar con tiempo del congelador para que esté líquido o calentar en el microondas para que sea mas rápido.


Cuando está descongelado añadimos una cuchara de aceite y esperamos a que empiece a hervir.


Cuando empieza a hervir echamos el arroz, mas o menos repartido, cuando empieza a hervir de nuevo removemos un poco para que se quede bien repartido por toda la sartén.


Mantenemos a fuego medio durante entre 3.5 y 5 minutos. Yo creo que lo tenía demasiado suave porque a los 5 minutos seguía todavía caldoso.


Lo dejamos reposar unos tres minutos, en mi caso seguía algo caldoso. Lo puse en un plato para ver el tamaño de  la ración.


Y después en platillos pequeños para acompañar el aperitivo. Podría haber dejado el plato en el centro para compartir, pero si lo hubiese hecho no habría podido casi probarlo, nos gusto a todos y además a todos mucho.


- No hay que añadir agua aunque el caldo parezca poco y demasiado espeso tenemos que tener en cuenta que el arroz está precocido y no necesitará tanto caldo.
- En la caja pone 6 minutos. Sin descongelación previa ni microondas se tarda unos 15 minutos desde que sacas el paquete del congelador hasta que atacas con el tenedor.
- Comparado con el tipo de paellas caseras que comemos en casa, este no queda tan seco, es mas caldoso.
- Comparado con el tipo de paellas caseras que comemos en casa, le falta algo de colorante amarillo o azafrán.
- La ración aunque podría parecer escasa, es suficiente porque es bastante consistente y llena mucho.
- El sabor muy pero que muy rico y sabroso, tiene ajo pero tan sutil que a mi  que no me gusta el ajo no me molestó nada.
- La cantidad de "tropezones" es adecuada y suficiente, como el fumet tiene mucho sabor admitiría sin problemas un poco mas de arroz.
- El envase es suficiente para una ración o para 4 tapas.

 Uno de los productos que mas me han gustado de esta marca, si tenéis ocasión no dudéis en probar.

En facebook regalan vales descuento de 2 € para que el precio no sea excusa a la hora de decidiros.

miércoles, 19 de marzo de 2014

Tarta de vainilla, queso, nata, chocolate y fresa

Si juntas ingredientes ricos solo puede salir algo bueno.

Soy malísima calculando, todo me parece poco y pequeño, las chocolatinas alrededor marcan sutilmente las porciones y sabes a que atenerte, hago un poco de mas por si alguien quiere repetir pero no tanto como para que acabe estropeado.


Chocolatinas

Ingredientes
85 gramos de chocolate blanco (12 chocolatinas)
85 gramos de chocolate sin leche (12 chocolatinas)

Preparación
Tengo el clásico molde de 12 mini chocolatinas, para llenarlos es suficiente 85 gramos de chocolate, incluso algo menos.

Para las chocolatinas blancas, troceo el chocolate, lo pongo 30 segundos en el microondas lo remuevo y si veo que no está lo suficientemente líquido. vuelvo a poner en el microondas 10 o 15 segundos. Pongo el molde de silicona en una bandeja lo relleno con chocolate. Levanto la bandeja un poco y la dejo caer un par de veces sobre la encimera para que todos los huecos queden llenos y suban las burbujas de aire si las hubiese. Espero a que esté frío y duro antes de desmoldar. como tenía un poco de prisa lo metí un poco en el frigorifico, es mas rápido pero el chocolate no queda tan bonito.
Para las chocolatinas negras hice lo mismo.
Las 24 chocolatinas son exactamente las necesarias para bordear el bizcocho de 22cm de diámetro.



Bizcocho de Vainilla

Ingredientes
3 huevos
2 vasos de azúcar
1 sobre de azúcar vainillado
1 vaso de aceite suave (generalmente pongo de maiz)
1 vaso de leche
3 vasos de harina
1/2 sobre de levadura
1 pizca de sal

Preparación
Mezclo la harina con la levadura y la sal, reservo. Bato los huevos hasta que doblen su volumen, añado los azúcares y sigo batiendo, a  continuación el aceite, después un tercio de la mezcla de harina, la mitad de la leche, otro tercio de harina, la otra mitad de leche y por último el resto de harina. Voy batiendo cada vez que añado un ingrediente.
Engraso y enharino, o pongo desmoldante en el molde.
Horneo a 180º en horno precalentado durante unos 35 a 40 minutos.



Crema de queso y nata

Ingredientes
200ml de nata liquida para montar 35% materia grasa
200 gramos de crema de queso (tipo Philadelphia)
75 gramos de azúcar glace

Preparación
Montar la nata con la mitad aproximada del azúcar glace y reservar. Batir bien en otro recipiente la crema de queso con el resto de azúcar glace. Añadir poco a poco la nata montada al queso batido con movimentos envolventes y ya está lista.



Una vez todo listo a montar la tarta

Corté la capa superior del bizcocho para dejar la tarta nivelada y el resto en dos capas mas o menos igual de altas.
Extendí una generosa capa de crema y puse rodajitas finas de fresón. Tapé con la otra capa de bizcocho y embadurné todo el exterior con mas crema.
Rodee con las mini chocolatinas y adorne con mas rodajitas de fresón.


Pongo también unas fotos del corte en el cumple de mi padre, era su tarta :)




Posdata

Montamos los restos ( la capa superior de bizcocho descartada, el resto de crema de queso y los trozos de fresón que eran mas pequeños) a modo de "pizza" dulce y ......menudo desayuno!


martes, 18 de marzo de 2014

Perrunillas con pasas y almendras

Serendipia:
Una  serendipia es un descubrimiento o un hallazgo afortunado e inesperado que se produce cuando se está buscando otra cosa distinta. También puede referirse a la habilidad de un sujeto para reconocer que ha hecho un descubrimiento aunque no tenga relación con lo que busca. En términos mas generales se puede denominar así también a la casualidad, coincidencia o accidente. (Wikipedia)
Creo que tengo un gusto poco comercial porque cada vez que me aficiono a un producto, el fabricante tiene a bien cambiar la receta y arruinarlo de tal manera que no lo vuelvo a comprar. En otras ocasiones directamente lo deja de comercializar. Hace tiempo cuando en España las cupcakes eran magdalenas y las cookies galletas, una conocida marca lanzó al mercado las "Cookies". Había dos variedades: unas de avellanas y trocitos de chocolates, las otras de almendras y pasas. Las primeras ni fu, ni fa pero las segundas me encantaban. En poco tiempo solo quedaron unas, las que no eran mis favoritas.
Desde que me aficioné a la repostería estoy buscando una receta para conseguir algo parecido a aquellas cookies.

Esta semana encontré una receta de cookies base, a las que se les podía añadir lo que nos apeteciera mas y dije: ¡esta es la mía!, la verdad es que me parecía un poco raro tener de 20 a 25 minutos a 180º cada bandeja de cookies en el horno, pero bueno eso decía la receta y yo la primera vez suelo ser bastante "obediente".

Por si acaso hice la receta solo con la mitad de los ingredientes y salieron dos bandejas de 12 unidades cada una. La primera bandeja la dejé 20 minutos y la segunda 17 minutos. Cuando las quité de la bandeja no parecían tan duras pero en cuanto enfriaron .....
Apareció mi hijo pequeño por la cocina.
- ¿Puedo coger una?
- Si
- Esta perrunilla está de muerte.
- ¿Como que perrunilla?
- Si perrunilla o como se llame, está buenísima.
- Pero si son cookies de almendras y pasas!!
- Pues como cookies son un asco pero como perrrunillas uhmmm

Cuando llegó mi hijo mayor
- ¿Que has hecho?
- Hornear
- ¿Puedo?
- Si, claro, pero tienen almendras y pasas que siempre dices que no te gustan.
- Ñam, ñam, ñam.. ¿puedo otra?
- Si claro pero insisto ¿no decías que no te gustaban las pasas y las almendras?
- ya pero..ñam, ñam, ñam, Esta receta es de las que tienes que repetir, ¡Qué buenas están las perrunillas!
- Otro igual, ¡son cookies!
- Mamá, esto son perrunillas digas tu lo que digas
- Pues vale :(
- A lo mejor es una serendipia
- Una serenque?
- Serendipia

Y así me quedé, buscando la palabreja en Wikipedia

Ingredientes para 24 unidades
150 gramos de azúcar
1 huevo a temperatura ambiente
75 gramos de mantequilla derretida
250 gramos de harina
1 cucharadita de bicarbonato (utilicé un sobrecito de sodas el Vesubio, solo el azul)
75 gramos de uvas pasas y almendras en trozos

Preparación
En un bol poner todos los ingredientes (salvo las pasas y almendras) remover con una cuchara de madera o la mano hasta que todo esté integrado. Añadir las pasas y almendras y amasar  un poco mas para que queden repartidas.
Hacer bolitas del tamaño de albondigas, aplastar ligeramente y poner en una bandeja de horno sobre papel, yo tengo una lámina de teflón porque me resulta muy cómoda y puedo reutilizar. Hornear en horno precalentado a 180º no mas de 17 minutos.
Sacar a una rejilla para que se enfríen.
 Una vez frías guardar en una lata.

Cuando las pones en la rejilla parece que están un pelín blandas pero endurecen mucho cuando se enfrían.
La próxima vez las dejaré menos tiempo, a ver si acaban pareciendo cookies ;)


Mientras escribo esto mis hijos siguen visitando la cocina, no creo que queden mas de media docena, repiten una y otra vez que están buenísimas, ahora me dan ideas, la próxima vez las podrías hacer en tiras y cuadros como los rosegones.

miércoles, 12 de marzo de 2014

Pan milagro en cazuela de Pyrex

Hace tiempo que leí sobre hacer pan dentro de una cazuela, recuerdo que la cazuela en cuestión era una cocotte preciosa, pesada y carísima. Después me compré la panificadora y me di cuenta que como amasadora era perfecta pero que no había forma que hornease un pan en condiciones, no dudo que haya a quien le salgan panes perfectos hechos de principio a fin en la maquinita pero a mi no me salen.
Cuando vi la foto de una hogaza maravillosa hecha según su autora en una olla de Pirex me quedé ojiplática y pensé esto tiene truco, seguro.
Pero cuando una amiga compartió en facebook un vídeo de webos fritos y vi que salía "mi cazuela" justo la misma cazuela que tengo hace montón de años, no pude resistir mas, eso había que probarlo.
Viendo el vídeo hasta final me di cuenta que no era exactamente la misma cazuela, porque la mía es de 20cm y la del vídeo de 24cm. Opté por hacer las mismas cantidades pero repartí la masa en dos haciendo una relación de superficies.

Ingredientes
310 gramos de harina de fuerza
15 gramos de levadura fresca de panadero
20 ml de aove aceite de oliva virgen extra
175 ml de agua a temperatura ambiente
8 gramos de sal

Preparación
El amasado lo hice en la panificadora, saque el cestillo y lo puse en la báscula, para ir añadiendo ingredientes sin manchar nada.
 Primero los 310 gramos de harina, despues los 15 gramos de levadura desmigada y a continuación el aceite. Coloqué en cestillo en la panificadora. En una jarrita medi los 175 ml de agua y añadí casi toda al cestillo de ingredientes. Busqué el programa de amasado que dura 15 minutos y encendí la panificadora, cuando había amasado un poco añadí el resto de agua y los 8 gramos de sal.
Al terminar el programa saque la masa y amasé un poco mas a mano.
El peso total de la masa era 528 gramos, como era la masa para la cazuela de 24cm y mi cazuela es de 20 cm, repartí 366 gramos para esta cazuela y el resto en otra mas pequeñita. Dí forma de bola y metí la masa en las cazuelas de pyrex previamente untadas de aove. Sobre un paño de cocina de algodón espolvoreé harina de fuerza y a continuación tape con él las cazuelas durante unos 90 minutos hasta que levaron las masas y duplicaron su volumen. Creo que me pasé con el levado y mas bien triplicaron...
A continuación hice los cortes como en el vídeo, pero mi cuchillo no cortaba lo suficiente y los panes se bajaron un poco.
 Puse las tapas a las cazuelas y directo al horno precalentado a 220º con calor arriba y abajo.
En principio los iba a tener 30 minutos como dice el vídeo, pero seguían blanquitos así que los dejé 40 y siguieron blancos, creo que debería haber apagado a los 30 minutos porque esperando conseguir una corteza dorada lo dejé mas tiempo de lo aconsejable y la corteza en vez de dorada quedó dura.

Visto el resultado creo que la siguiente vez pondré toda la masa en la misma cazuela para que se quede un pan un poco mas alto, espero que se hornee bien por el centro.

El resultado, no tan bonito como el del vídeo, ni tan rústico como el del blog pero ya sabemos no todos tenemos la misma mano. De sabor un pelín salado para mi gusto pero muy bueno si lo comparo con cualquiera de mis intentos de conseguir pan usando solo la panificadora, es un pan consistente nada que ver con las barras que comemos a diario.